La automatización redefinirá el valor añadido del trabajo